Protocolos:

Protocolos para colocar trampas de Malaise y manipular las muestras

Protocolos para Culicidae (Darlene Judd)

Protocolos para Ceratopogonidae (Art Borkent)

Protocolos para Dolichopodidae (Daniel Bickel)

Protocolos para Asilidae (Eric Fisher)

Protocolos para Sarcophagidae (Thomas Pape)

Protocolo para separar Acalyptratae (Stephen Marshall y Matthias Buck)


 

Protocolos para colocar trampas de Malaise y manipular las muestras.

El ETT de Diptera acordó utilizar varias trampas de Malaise en cada una de las cinco áreas de conservación. Para cada AC se ubica al menos una trampa en cada una de las siguientes elevaciones o ambientes:

Costa (estuarios, manglares)

Bosques de tierras bajas (0-700 m)

Bosques de elevaciones medias (700-1800 m)

Bosques de elevaciones altas (1800-3000 m)

Páramo.


Separación de trampa Malaise

En cada una de estas elevaciones, las trampas serán ubicadas cerca de los siguientes habitas:

En cada una de estas elevaciones, las trampas están ubicadas cerca de los siguientes ambientes: -borde de bosque primario, con el largo de la trampa perpendicular al borde. -bancos de riachuelos, ríos o aguas estancadas con el largo de la trampa perpendicular al banco. Si es posible, se deben muestrear diferentes tipos de ambientes acuáticos deben ser muestreados. -cimas de lomas o en las altas elevaciones disponibles. -dentro del bosque primario.

Las muestras son recolectadas mensualmente o más frecuentemente si fuera necesario. Las muestras de dípteros en alcohol, en botellas llenas hasta su capacidad, son almacenadas en un sitio tan oscuro y fresco como sea posible, antes de ser transportadas, desde las áreas de conservación, al INBio. Se extrae material siguiendo las siguientes indicaciones:
Todos los ceratopogónidos en un vial
Todos los culícidos en un vial
Para el resto de material de díptera se extraen series de todas las morfoespecies presentes, evitando series largas de especies muy comunes en la muestra. Este material se separa en 3 viales diferentes, uno para Nematocera, otro para dípteros pequeños como los fóridos y los acaliptrados; y otro para especímenes grandes como aquellos de taquínidos, asílidos, sírfidos y otros. Los remanentes de las muestras son almacenados en refrigeración o preferiblemente congelados durante la duración del estudio.

El material separado y el residuo serán llevados al INBio mensualmente, donde se le asignará a cada muestra y a las submuestras de la misma, un número de recolección o lote. Los viales conteniendo ceratopogónidos y culícidos se entregan directamente a los parataxónomos o técnicos trabajando con estos grupos. El resto de muestras se mantienen en refrigeración para su posterior procesamiento.

Periódicamente se procede a procesar este material utilizando el Secador de Punto Crítico (SPC) para los insectos pequeños, mientras que los grandes se tratan con Etilen-Glicol (ver adelante). Luego se montan y etiquetan los especímenes y se procede a la separación e identificación de las muestras.

Los psicódidos procesados en el secador de punto crítico son colocados entre capas de papel suave y luego enviados al Dr. Quate quien los preparará para su estudio.

Algunas trampas de Malaise son usadas en seco, con algún agente mortal como cianuro o vapona, ocasionalmente, éstas son vaciadas dos veces al día (se utilizarán una vez cada 2-4 semanas). Las demás trampas se llena hasta aproximadamente ¾ con alcohol etílico al 75% y la muestra es recolectada cada 2-4 semanas. Para prevenir agitación, la cual daña algunos especímenes, las botellas con las muestras se llena a su capacidad antes de ser transportadas al laboratorio. Cada muestra es etiquetada correctamente y se indica la localización, fecha, colector, elevación y código de la trampa de Malaise. Esta información es impresa con tinta de calidad o con lápiz oscuro en una etiqueta grande (2 X 6 cm).

Ejemplo:

COSTA RICA: Puntarenas: Cerro Rincón,
80, 30´ N, 850 10´ W
20-30.viii.1999,
C. Godoy, 700 m
Malaise trap OSA-1

Cada trampa de Malaise recibe un número que hará referencia al área de conservación y a la localización de la trampa (por ejemplo, OSA-1, que se refiere a la localidad 1 en el Área de Conservación Osa). La localización exacta y la descripción de los ambientes a su alrededor son registradas para cada trampa Malaise y cada uno es fotografiada. Esta información -incluyendo la fotografía estará disponible en la página electrónica del INBio, de manera que los investigadores puedan fácilmente recibir información ecológica pertinente para los taxones que están estudiando. Si las necesidades futuras señalan que una trampa debe ser movida, ésta recibirá un número nuevo (así una área de conservación puede tener registros por 10 o más localidades, con indicación de que algunas trampas han sido trasladadas durante el transcurso del inventario).

La muestras de las trampas de Malaise en seco son montadas en alfileres cuando se esté realizando la labor de campo incluyendo todas las familias que son de interés para el grupo. Sicódidos secos son colocados entre capas de papel suave, con una etiqueta que indique correctamente los datos de la localidad.

Montaje con etilen glicol:

1. Transferir especímenes del alcohol de 75% a acetato de etilo por 1 hora. Para especímenes grandes, se les atraviesa el alfiler en la forma acostumbrada antes de pasarlos al acetato de etilo

2. Transferir especímenes a acetato de etilo al cual se le ha agregado 1% o menos de etilen glicol; 1 gota de glicol para 5 ó 6 cc de acetato parece ser suficiente. Se debe dejar por una hora o más.

3. Remover, secar en papel por unos pocos segundos y montar. Los especímenes pequeños pueden ser pegados con goma directamente al alfiler.

 

Organización del ETT Diptera / Selección de Sitios / Selección de Taxones /
/ Productos Esperados / Protocolos