Familia Cerambycidae

Por H. Lezama.

Los cerambícidos son coleópteros de tamaño que puede variar desde los 3 mm hasta más de 120 mm de longitud. Una gran mayoría de las especies de esta familia tienen el cuerpo alargado y aproximadamente cilíndrico, con antenas súmamente largas, a excepción de algunas en la subfamilia Prioninae y los Parandrinae. En muchas ocasiones el primer segmento antenal es mucho más largo que los demás y los ojos pueden rodearlo parcial o totalmente. El cuerpo puede presentar una coloración vistosa e inclusive metálica. Los tarsos generalmente son bilobulados. La familia Cerambycidae puede ser dividida en 5 subfamilias: Parandrinae, Prioninae, Lamiinae, Cerambycinae y Lepturinae. Las especies de la subfamilia Parandrinae son conocidas como "cerambícidos aberrantes" ya que son diferentes a la mayoría, especialmente porque la longitud de sus antenas no sobrepasan la base de los élitros. Cerambycidae es una familia muy numerosa que comprende unas 5000 especies en la región neotropical. De Costa Rica se conocen unas 900 especies, pero se calcula que unas 1500 es el total de ellas en el país.

La gran mayoría de los adultos de Cerambycidae, especialmente aquellos de coloración vistosa, son diurnos y se alimentan de polen. Otros pueden alimentarse de madera, hojas o savias. Cuando la coloración es oscura o críptica, por lo general son de hábitos nocturnos y durante el día se les puede encontrar en reposo sobre troncos caidos. La madera recién cortada les resulta muy atrayente. La mayoría son barrenadores de madera durante su fase larval y muchas especies son dañinas en bosques y árboles frutales. Las especies de varios géneros, por ejemplo Oncideres y Cephalodina, son conocidos como "serruchos", ya que las hembras generalmente depositan sus huevos debajo de la corteza de ramas tiernas y posteriormente con la ayuda de sus mandíbulas hacen un surco profundo alrededor. Luego la rama muere y casi sólo una larva puede desarrollarse por rama. La mejores formas para colectarlos es atrayéndolos con luces, visitando ramas y árboles recién caidos o plantas en floración, donde los adultos se congregan y pueden ser atrapados directamente. También mediante el uso de la trampa Malaise.


Enlace a una lista de las especies de Cerambycidae de Costa Rica.